Editorial: Hotel Moscú en Belgrado. Por Zoé Valdés

Zoé Valdés

El Hotel Moscú de Belgrado donde estoy quedándome es un hermoso hotel con interiores art-decó situado frente a un horrible edificio de la época del comunismo imposible de tumbar. En este hotel estuvieron hospedadas grandes personalidades, desde Albert Einstein hasta Kirk Douglas. En mi habitación estuvo alojado Einstein y su retrato lo demuestra. Espero ahora en el sublime restaurante una Cesar Salade con camarones en lugar de pollo y mientras tanto, la música, altísima, propala la voz de Julio Iglesias.

Afuera el día es soleado y oigo también las voces de los niños jugueteando en la gran avenida. La atención es refinada, la gente es correcta y bien educada. La comida es excelente. Adoro la comida serbia. Hace unos días en la ciudad de Novi Sad almorcé unas carnes maravillosas y por la noche cenamos comida del mediterráneo, la única alteración fue probar aquel viejo refresco de cola que también…

Ver la entrada original 168 palabras más

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .