José Brechner : A los progres les encanta Hitler, pero son tan ignorantes que ni lo saben

A los progres les encanta Hitler, pero son tan ignorantes que ni lo saben

Por José Brechner

En un experimento callejero, frente a una demostración de los Antifa, el grupo izquierdista más radical de Estados Unidos, un individuo se entremezcló con la turba, tomó el megáfono, pronunció acotaciones de discursos de Adolf Hitler sin que los oyentes supiesen quién fue su autor, y el discursante recibió vítores y aplausos.

“Nosotros somos socialistas, somos enemigos del sistema económico capitalista, el sistema para la explotación de los económicamente débiles, con sus salarios injustos, sus derechos, su desigual evaluación de los seres humanos de acuerdo a su riqueza y propiedad en vez de su responsabilidad y rendimiento y estamos todos determinados a destruir este sistema bajo toda condición”. -Adolf Hitler 1927.

“El beneficio a la comunidad precede al beneficio individual”

“El estado debe retener la supervisión sobre la propiedad y cada propietario debe considerarse designado por el estado. Es su deber no usar de su propiedad contra los intereses de otros entre su gente. Este es el asunto crucial”.

“Esta *sociedad americana (*Este Tercer Reich) siempre retendrá su derecho de control sobre los dueños de propiedades… Una política de laissez faire en esta esfera no es solamente cruel para las víctimas sin culpa del individuo, pero sino para la nación entera”.

“Porque hay una cosa que nunca debemos olvidar, la mayoría no puede reemplazar al hombre”.

“La vida es como un espejo, si le frunces el ceño te devuelve el ceño fruncido, si le sonríes te devuelve el saludo”.

“-Donald Trump- parece creer que, si dices una mentira suficientemente grande y la repites de manera frecuente, ésta será creída”.

“No es la verdad la que importa, sino la victoria”.

“La condena de una nación puede ser evitada sólo por una tormenta que fluye con pasión, pero sólo quienes son apasionados en sí mismos, pueden despertar la pasión en otros”.

Las contradicciones, mentiras e incoherencias, en el pensamiento de Hitler son fáciles de percibir y son propias de una mente enferma. Esas mismas argumentaciones las vemos hoy en los activistas de izquierdas.

Los más discordantes son los socialistas, los homosexuales y las feministas que defienden a los musulmanes, siendo estos sus más acérrimos enemigos. Las futuras víctimas protegen a quienes serán sus verdugos; bizarras características del oscurantismo.

Tratar de hacer comprender la realidad a los progres es imposible, pues están enceguecidos con sus delirios.

La paranoia y esquizofrenia se han masificado. Hoy hay centenares de millones de personas que creen en teorías conspirativas. Curar a un paranoico es muy difícil, por eso le recetan terapia y medicamentos. Que un hombre se crea mujer o viceversa, es esquizofrenia, sin embargo, esta psicosis está de moda.  “Nacieron en el cuerpo equivocado” dicen, pues no pueden ni quieren aceptar que tienen un problema psiquiátrico.

Según la corrección política no es la psique la que está mal sino el soma, como si el cuerpo pudiese decidir independientemente de la mente, qué es lo que es, o quiere ser. Los transgéneros están dentro del rango de las bulímicas y anoréxicas. Por más que sean piel y huesos, cuando se miran al espejo se ven a sí mismas gordas.

Profundos problemas psicológicos también tienen los fanáticos religiosos. Los musulmanes han nacido, vivido y morirán, convencidos de que el mundo debe someterse a Alá.

Las anormalidades psíquicas han oscurecido el pensamiento colectivo, como sucedió antes de, y durante la Segunda Guerra Mundial.

Volver a la normalidad será una lucha a muerte que va a demorar por lo menos una generación. Estamos cayendo por el precipicio con pocos valientes tratando de revertir el curso.

Los Antifa se identificaron con Hitler, sin saberlo, pues es el discurso que ellos pregonan, sin saberlo. Los feroces islamistas y los progres, siendo diametralmente antagónicos, son fascistas hitlerianos. Ambos grupos vandálicos superan en número a la policía, en Suecia, Francia, Inglaterra, Alemania y otros países. El final de esta locura estará bañado con sangre en proporciones nunca vistas. Esto es siendo optimista.

www.josebrechner.com

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Jose Brechner, Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s